Bookmark and Share Bajar en formato PDFComentariosVer foto galería

Viva el bronce de los muchachos del SUB 17

Ver foto galeríaVisita la foto galería (1)
Perfil de Autor

Por Javier Guaní Gorbea

Publicado: martes, 10 de julio de 2018

La pasada semana se llevó a cabo el Mundial de Baloncesto sub 17 el lac iudad de Santa fe en Argentina. Puerto Rico llevó un equipo que era superado en estatura por los grandes países tanto europeos como de la región de norteamérica. Sin embargo, desde el primer juego se demostró que los boricuas serían un hueso duro de roer cuando le dieron el tablazo ganándose a Turquía 76 a 68 que en el papel era favorito. 

Después de eso nuestra representación obtuvo una fácil victoria 84-69 frente a República Dominicana y pese a perder por dos puntos 68-66 con la selección australiana logramos obtener el primer lugar de nuestro grupo. 

 

Se crecieron en los cuartos de final

Al adelantar como líderes de grupo nos cruzamos con China que había llegado cuarto en el otro grupo pero los boricuas encabezados por André Jael Curbelo y una gran contribución del segundo cuadro que le daba una gran energía al equipo cuando entraba a la cancha. Los nuestros dominaron cómodamente a los chinos y a Montenegro por 17 y 15 puntos respectivamente para adelantar a semifinales. En las semis caímos muy atrás en la primera mitad y pese al esfuerzo de hacer una remontada en el último parcial no se pudo y perdimos frente al poderoso equipo de Francia 78 a 73. 

 

Logramos traer el bronce

Tras la derrota con los franceses los boricuas tuvieron que disputar el juego de la medalla bronce frente a Canadá, quien históricamente junto a Estados Unidos han sido los países dominantes de la región.

 Los boricuas perdían 10 a 2 temprano y podían haberse conformado con llegar cuartos sin embargo, un cambio de estrategia trayendo a la segunda escuadra más temprano del dirigente Omar González hizo que nuestro equipo reaccionara acabara ese primer cuarto empate a 20. Puerto Rico tomó control del partido de ahí en adelante para llevarnos la victoria 90-77 y nuestra primera medalla mundial de baloncesto tras haber llegado cuartos en el sub 22 de 1997 y el Mundial adulto de 1990. 

Definitivamente los muchachos demostraron que el basket boricua está en buenas manos y que la tradición de buen baloncesto del país tiene una buena cepa. Desde las páginas de CLARIDAD los felicitamos y le decimos reciban su aplauso con mucho orgullo que se lo ganaron a pulmón. 

  (0) Comentarios




claritienda La contrarrevolución cubana