Bookmark and Share Bajar en formato PDFComentariosVer foto galería

Caos en el inicio de clases en Puerto Rico

Ver foto galeríaVisita la foto galería (1)
Perfil de Autor

Por Gabriela Ortiz Díaz

Publicado: martes, 14 de agosto de 2018

"Clases en vagones, en medios salones y pasillos, son el resultado de una componenda contra la educación pública”, denunció el gremio magisterial Educamos.

Los y las portavoces de Educamos explicaron que “la crisis a la que se está empujando el sistema educativo público es parte de una clara componenda entre la Junta Fiscal Dictatorial, el Gobierno pelele y la Secretaria de Educación, que responden a los grandes intereses”. 

Y es que es de conocimiento público que el Departamento de Educación (DE) contrató la semana pasada a la compañía “Dueñas Trailers” para que le vendiera alrededor de 40 vagones, los cuales serán utilizados temporeramente para dar clases mientras se reparan las escuelas afectadas por el huracán María con la asignación de un fondo de $162 millones de parte de la Agencia Federal para el Manejo de Emergencias (FEMA, siglas en inglés). Esta cantidad se une a otros $19 millones que recibió Educación el año pasada para reparaciones inmediatas que permitieran abrir las escuelas.

Según constató y divulgó la Federación de Maestros de Puerto Rico (FMPR), cada vagón tiene un costo de $42,050, lo que multiplicado por 40 asciende a $1.6 millones. Cabe recalcar que este contrato de los vagones se hace luego de cerrar más de 250 escuelas para ahorrar dinero del presupuesto fiscal, según establece la recién firmada Reforma Educativa. 

“La perversidad es tal, que mientras cierran escuelas en buenas condiciones para mover decenas de miles de estudiantes a escuelas donde no hay cabida, el DE está comprando vagones para acomodar a esos mismos estudiantes y maestros”, según lee el comunicado de Educamos. 

La instalación de estos “modulares temporeros” – como les llama el DE –, el interlocking y la reubicación de personal en otros planteles son varias de las medidas de contingencia que la secretaria de educación Julia Keleher ha tomado para “manejar de forma segura toda la población de nuestras escuelas en lo que finaliza el proceso de reparación”. 

Según el DE, los trabajos de recuperación están encabezados por la Autoridad para el Financiamiento de la Infraestructura (AFI), quien se encargará de la contratación de las empresas necesarias. La semana pasada, el director ejecutivo de AFI, Eduardo Rivera Cruz, estimó que se emitirían unos 160 contratos para completar los trabajos, los cuales podrían extenderse por unos seis meses. 

Para la FMPR, que realizo un breve sondeo a nivel isla para agrupar las múltiples deficiencias registradas en los planteles escolares al inicio del semestre, lo que está ocurriendo es el producto de un proceso atropellado de cierres de planteles y reubicación de maestros. 

Por su lado, Educamos afirma que el caos que han formado en el DE “está dirigido a hacer las escuelas públicas lugares incómodos e insoportables para promover la privatización de las mismas a través de proyectos como las escuelas chárter y otros”. 

De hecho, hace unos días se supo a través de un comunicado oficial de Fortaleza que Boys and Girls Club de Puerto Rico será la primera institución en administrar una escuela chárter. Las organizaciones sin fines de lucro Techno Innovators, LEAP Social Enterprise y Centro para Puerto Rico también están en proceso de selección, asistencia y capacitación para convertirse en escuela alianza durante el próximo año escolar.

Del mismo modo, se informó que los municipios de Naranjito, Villalba, Aibonito, Coamo, Cayey y Orocovis también están en proceso para establecer sus propias escuelas alianza el próximo año.

 

Faltan el respeto al magisterio

“La incertidumbre que pasaron los maestros en este verano fue una falta de respeto y se hubiera evitado si el DE se hubiera sentado a negociar con la unión”, dijo en conferencia de prensa la secretaria general de la Local Sindical, Grichelle Toledo. 

Ante los miles de maestros que al día de hoy no han sido nombrados por el DE, la presidenta de la Asociación de Maestros de Puerto Rico, Aida Díaz, se mostró preocupada. 

“Al inicio de las clases, es sumamente alarmante que aún hay 2,700 maestros sin nombrar según la tabla que publicó la secretaria Keleher en su Twitter. Para poner en perspectiva ese número, significa que hay 300,000 estudiantes a quienes les faltan al menos el maestro de una clase”, denunció Díaz. 

 

Paro el 15 de agosto

En conferencia de prensa el pasado domingo, la FMPR reafirmó sus denuncias de “un desastroso inicio de clases” y señaló que la lucha que continuarán dando en el año escolar “será clave para mantener en pie el sistema educativo público y dar a respetar tanto los derechos de los maestros y maestras como del estudiantado”, expresó Edwin L. Morales Laboy, vicepresidente del gremio. 

Para el líder, al inicio del año escolar lo que reina es la desorganización, el desasosiego y el caos, “a causa de la incapacidad administrativa de la Secretaria de Educación”. 

Ante esto, los maestros federados confirmaron el paro anunciado para el miércoles 15 de agosto y lo describieron como “una oportunidad única para frenar los planes de la Junta de Control Fiscal, del gobierno, de Keleher y del Tribunal Supremo”.

  (2) Comentarios




claritienda La contrarrevolución cubana