Opinión / Comentario

Bookmark and Share Bajar en formato PDFComentariosVer foto galería

La radiografía del GAO

Ver foto galeríaVisita la foto galería (1)
Perfil de Autor

Por Carlos Gallisá

Publicado: miércoles, 9 de abril de 2014

El Government Accountability Office (GAO), cuerpo asesor del Congreso de Estados Unidos, publicó el pasado mes de marzo un informe sobre cómo la estadidad para Puerto Rico afectaría los programas federales para la Isla y las fuentes de ingreso del Gobierno de Estados Unidos.

El estudio del GAO se hizo a petición del congresista Doc Hastings, presidente del Comité de Recursos Naturales de la Cámara de Representantes, con jurisdicción sobre Puerto Rico y demás territorios estadounidenses.

GAO examinó 29 programas federales que representan el 86% de los gastos de estos programas en asignaciones a los estados y en pagos a individuos. El estudio concluye que once programas se afectarían en un Puerto Rico estado, quince permanecerían iguales y tres podrían sufrir cambios por alterarse los requisitos de elegibilidad.

Examinemos los programas de mayor impacto económico:

MEDICARE – Puerto Rico recibe actualmente $4.5 billones. Bajo la estadidad podríamos recibir hasta $6 billones. Un aumento de $1.5 billones. Los hospitales recibirían aumentos en los pagos por hospitalización. Habrá subsidios para personas de bajos ingresos en la compra de medicinas.

MEDICAID – Puerto Rico recibe ahora $685 millones. Bajo la estadidad tendría un aumento que fluctuaría entre $1.1 billones y $2.1 billones. No habrá tope en el gasto federal como lo hay ahora. Puerto Rico tendrá que extender elegibilidad y parear fondos.

PAN O PROGRAMA DE CUPONES – Puerto Rico recibe ahora una asignación en bloque que ascendió este año a $1.9 billones, una reducción de $200 millones del año anterior que fue de $2.1 billones. Bajo la estadidad el total fluctuaría entre $1.7 y $2.6 billones. El que pueda ser menor ($1.7B) a lo que es hoy se debe a que un número de los que reciben cupones podrían ser elegibles a otros programas que no existen ahora como el Seguro Social Suplementario y entonces perderían su elegibilidad para los cupones.

SEGURO SOCIAL SUPLEMENTARIO - Este programa no se ha extendido a Puerto Rico. Garantiza un nivel de ingreso a personas mayores de 65 años o ciegos e impedidos para que puedan tener un nivel de vida acorde con las normas federales. Bajo la estadidad se pondría en vigor en la Isla y se recibirían entre $1.5 y $1.8 billones.

Si sumamos los aumentos máximos en cada uno de los cuatro programas anteriores el total de dinero federal que recibiría la Isla como estado sobre lo que recibe ahora sería unos $2,300 millones o $2.3 billones.

En cuanto a otros programas como las becas Pell para estudiantes, Plan 8 de Vivienda, Titulo I para la educación, asistencia para familias necesitadas (TANF), Plan WIC y préstamos estudiantiles, se afectarían no por ganar o perder en cuanto a la cantidad de dinero asignada bajo el ela, sino por los cambios que se darían en los requisitos de elegibilidad o en las fórmulas para computar el beneficio a recibir.

En los demás programas federales no hay cambios ya que al presente se trata a Puerto Rico como estado. Éstos son el pago de seguro social por edad, el seguro por incapacidad, el seguro por desempleo, seguro de depósitos bancarios, fondos para investigaciones del Instituto de Salud, ayuda para educación especial, seguros de hipotecas, programa de comedores escolares, Head Start, programas para residenciales públicos y garantías a agencias de crédito.

Los puntos más relevantes del informe GAO y su significado:

   1. El balance del informe GAO es que Puerto Rico no tiene la capacidad económica para pagar las contribuciones federales y costear el funcionamiento del gobierno de la Isla incluyendo el pago de la deuda.

   2. La realidad que surge del Puerto Rico actual según el informe es que el ela colonial está en quiebra y la estadidad no es viable económicamente.

3. El informe destruye el fundamento principal del discurso tradicional del anexionismo que era el mucho dinero que nos llegaría como estado y que los anexionistas alegaban que sumaban unos $20,000 millones.

   4. El total que recibiríamos como estado en aumento de los programas federales sería de unos $5,300 millones más de lo que recibimos ahora. A cambio, tendríamos que pagar contribuciones sobre ingresos por $2,300 millones.

   5. Los $2,300 representan un 25% del presupuesto del Gobierno Central. Esa suma habría que reducirla del presupuesto mediante eliminación de servicios gubernamentales o resarcirla con contribuciones adicionales. Ambas opciones son desastrosas, por no decir imposibles.

   6. El informe no entra en análisis de otras consideraciones económicas más allá de los programas federales, aunque menciona la pérdida de la devolución que se hace ahora de los arbitrios del ron, que el pasado año ascendió a $245 millones. Menciona que habría que contribuir a un fondo federal para construcción y mantenimiento de carreteras. Como estado hay que pagar un arbitrio federal de 18 centavos el galón de gasolina. Éste ya tiene un arbitrio local por la misma suma. El total a pagarse por ese arbitrio federal sería cerca de $232 millones.

  7. Aunque el informe afirma que no hace recomendaciones, le llama la atención al Gobierno de EE.UU. y al de Puerto Rico para que "examinen con mucho cuidado" el impacto que tendría la estadidad sobre las corporaciones foráneas que operan en la Isla señalando que un "número indeterminado" de ellas trasladarían sus operaciones a otro sitio al perder los beneficios contributivos con la estadidad. Estas empresas son responsables de la mayoría de los 80 mil empleos de manufactura que a su vez son los de salarios más altos. Bajo la estadidad estas corporaciones no pueden diferir el pago de contribuciones hasta la repatriación de las ganancias. Pierden su condición de corporaciones foráneas.

8. Los programas federales estudiados por GAO fueron seleccionados a base de que tuvieran una asignación de fondos mayor a $5 billones en el presupuesto federal y en Puerto Rico tuvieran una diferencia de $100 millones o más con el gasto en estados comparables con la Isla.

9. El informe señala que Puerto Rico supera a todos los estados en el por ciento de su población bajo los niveles de pobreza federal. El desempleo y la baja participación laboral son igualmente mayores que en los estados así como el empleo gubernamental que en Puerto Rico alcanza un 27.3% comparado con 16.5% allá.

10. En Puerto Rico el 45.6% de la población está bajo los niveles de pobreza federal. Mississippi, el estado más pobre, tiene el 22.6%. Para el Censo Federal el nivel de pobreza para una familia de cuatro miembros es menos de $22,811 anuales.

11. El desempleo en Puerto Rico es 16%. El más alto en EE.UU. es el de Nevada con 13.2%. La participación laboral nuestra está en 39%. La más baja allá es en West Virginia con 54.1%.

12. El ingreso promedio por hogar en la Isla está por debajo de cualquier estado. En Puerto Rico es $18,660 dólares, comparado con $50,502 dólares en Estados Unidos.

El contenido de este informe tendrá un gran peso en las decisiones que se tomen en el Congreso y en los círculos de poder de Estados Unidos sobre Puerto Rico. El GAO goza de un gran prestigio y respeto no sólo en Wáshington, sino también en el mundo académico de aquella nación.

Si usamos como marco de referencia los últimos dos procesos de incorporación como estados, Alaska y Hawai, uno de los puntos de mayor atención fue la capacidad de pagar contribuciones federales y a la vez sostener un gobierno estatal al nivel de los otros estados. Puerto Rico, bajo cualquier estándar que se le mida, no pasa la prueba de viabilidad económica. Ahora mismo apenas puede sostener el gobierno del territorio. El informe del GAO, aunque no hace recomendaciones, presenta una radiografía de la economía de la Isla que sólo la ceguera, el fanatismo y la necesidad de sobrevivir políticamente del directorio del PNP puede concluir que es favorable a la estadidad.

  (0) Comentarios




claritienda Trabajo comunitario y descolonización