Bookmark and Share Bajar en formato PDFComentariosVer foto galería

Casi el 60% de las personas sin hogar tienen problemas con sustancias controladas

Ver foto galeríaVisita la foto galería (1)
Perfil de Autor

Por Inter News Service

Publicado: martes, 11 de julio de 2017

El conteo de las personas sin hogar para el 2017 arrojó que este problema, mayormente de los varones, hunde sus raíces en los problemas de sustancias controladas, la salud mental y los problemas económicos.

Un 59% de las personas entrevistadas tiene una situación de uso problemático de sustancias, reveló una declaración escrita del Departamento de la Familia, una de varias agencias encargadas del conteo, que se realiza cada dos años por mandato federal.

Entre los datos que se registran por primera vez, destaca el caso de los jóvenes de 18 a 24 años, en los que resalta la proporción significativa de estos que un 20% de estos ha estado bajo la tutela del estado o han estado en instituciones penitenciarias y centros de tratamiento (31.3%). 

De la población sin hogar contadas, el 76% son hombres y el 24% son mujeres. De estos, 4 de cada diez son adultos mayores de 50 años. Al identificar las razones por las cuales están sin hogar destacan, entre las primeras tres, el uso y abuso de sustancias controladas, problemas con familiares y problemas financieros.

La secretaria de la Familia, Glorimar Andújar Matos presentó el apsado lunes 10 de julio, junto a los secretarios de Vivienda, Fernando Gil Enseñat, y el secretario de Salud, Rafael Rodríguez Mercado, el resultado del Conteo de Personas sin Hogar 2017 en compañía de las organizaciones que componen el Sistema Cuidado Continuo en la isla y que brindan servicios a esta población.

El conteo identificó 3,501 personas sin hogar en Puerto Rico, incluyendo las albergadas y las no albergadas, y un un total de 3,155 familias.

“La información que recoge este esfuerzo es fundamental para entender los cambios y perfiles de las personas sin hogar. Esto nos permitirá planificar adecuadamente los programas y servicios dirigidos a esta población; justificar necesidad de fuentes de fondos, orientar a la población sobre este problema de la deambulancia, a su vez que nos ayudará a medir la efectividad en la erradicación y prevención de la deambulancia,” ,“ señaló la Secretaria de la Familia. 

Según se informó, el Conteo de Personas sin Hogar fue realizado entre el 25 y 26 de enero de 2017 y constituye una fotografía en el tiempo de la población que enfrenta el problema de no tener hogar. El mismo fue posible por el esfuerzo multisectorial de más de 700 voluntarios.

“El Conteo de Personas sin Hogar se lleva a cabo como parte de los requisitos del Departamento Federal de Vivienda y Desarrollo Urbano (HUD). Dicha agencia establece que cada jurisdicción debe realizar un conteo de personas sin hogar por lo menos cada dos años, de la población albergada y la no albergada. El conteo previo se realizó en el año 2015,” informó el Secretario de la Vivienda. 

Gil Enseñat destacó que el conteo se realiza en conjunto con el Departamento de Desarrollo Urbano y Vivienda Federal, que auspician el Programa Continuo de Cuidado (CoC), el cual provee fondos para el desarrollo y planificación de proyectos de vivienda transitoria y permanente para personas sin hogar con servicios de apoyo en un área geográfica determinada.

De los hallazgos de la investigación se observa que el problema de estar sin hogar sigue siendo uno complejo por su interrelación con otros problemas sociales como el uso problemático de sustancias, los trastornos de salud mental y las condiciones de salud. 

Según el conteo, se observa una cantidad menor de personas contadas en 2017 (3,501 personas sin hogar), cuando se compara con 2015 (4,518 personas sin hogar).

En la isla existen dos CoC, que se componen de diversos sectores interesados que atienden personas sin hogar, tales como representantes de organizaciones sin fines de lucro, municipios, gobierno estatal, organizaciones recipientes de fondos del Programa ESG, COC y HOPWA, entidades que brindan servicios a víctimas de violencia doméstica, sector privado y representantes de la población sin hogar, entre otros. 

Los esfuerzos de estos grupos se concentran en la intervención inmediata para proveer un albergue y servicios de manejo de crisis mientras preparan al participante para obtener y mantener una vivienda permanente. 

 

  (0) Comentarios



claritienda cartel Garvin