Bookmark and Share Bajar en formato PDFComentariosVer foto galería

Gobierno juega a monopolio con el Bitcoin

Ver foto galeríaVisita la foto galería (1)
Perfil de Autor

Por Cándida Cotto

Publicado: martes, 20 de noviembre de 2018

La invitación que ha hecho la administración del gobierno de Ricardo Rosselló Nevares, a inversionistas extranjeros a que hagan del Viejo San Juan una “comunidad Crypto moneda”, o Bitcoin, podría en cualquier momento resultar una actividad ilegal, según se resuelva un caso ante la Corte federal, de Brooklyn, en Nueva York. 

CLARIDAD consultó a la economista Martha Quiñones Domínguez acerca de las nuevas monedas virtuales, Crypto moneda y/o la Bitcoin y la invitación que ha hecho el gobierno. Explicó que el bitcoin es una moneda, como el euro o el dólar, que sirve para intercambiar bienes y servicios. El problema es que el Bitcoin es una divisa electrónica, que existe exclusivamente en Internet, que gana prestigio en el ciberespacio gracias a su eficiencia, seguridad y facilidad de intercambio. Se usa exclusivamente para transacciones en Internet. Es una moneda descentralizada, cuyo valor no depende de la tasa de interés que fija un Banco Central de Reserva ni tampoco de sus reservas en bancos comerciales. 

Esta moneda virtual se somete a las leyes de la oferta y la demanda, elevando o disminuyendo su valor sobre la base de Bitcoins disponibles o no en el mercado. Así que –indica la economista– la moneda virtual no se tiene control del valor y no hay un banco central que responda por dicho valor (tanto si sube o baja). Solo podrá funcionar correctamente mientras haya consenso entre sus usuarios. 

En el caso de Estados Unidos indicó que no se han establecido protocolos para trabajar con los bitcoin, y no cuentan con el respaldo del Estado. Pero a nivel privado los bancos que venden las propiedades son los responsables en cómo trabajan con esas monedas que no están legisladas bajo la banca del Sistema de la Reserva Federal. La dinámica es que se pueden vender propiedades y el banco se arriesga a que el valor de la moneda en ese momento corresponda al valor de compra, si baja ese mismo día el valor el banco pierde pero no está asegurado, como la moneda, no puede cobrar comisión por el cambio a dólar por lo que debe tener un protocolo de cómo trabajar con la moneda bitcoin. El aumento y la volatilidad de bitcoin puede ser grande para los que invierten, eso socava su viabilidad como moneda para comprar bienes. Por eso lo usan más para que sea un activo, con la esperanza de cosechar grandes ganancias en el futuro.

Supuestamente se puede usar para comprar, pero se debe traficar inmediatamente. 

Quiñones Domínguez trajo a la atención a que hay países que no permiten estas monedas y algunos las permiten pero cobran impuesto por eso. Explica que mediante el escaneo de un código QR de la aplicación de monedero digital en su teléfono la persona puede cambiarlo por moneda de curso legal.

Trajo que en el caso de Taiwan no acepta Bitcoin como moneda, y prohibe su uso por individuos e instituciones bancarias, por lo que no se pueden encontrar cajeros automáticos. 

En Islandia su Ley de divisas prohibe el uso del Bitcoin en cualquier transacción. La declaración dice: “No hay autorización para comprar divisas de instituciones financieras en Islandia o para transferir divisas a través de las fronteras sobre la base de transacciones con moneda virtual. Solo por esta razón, las transacciones con moneda virtual están sujetas a restricciones en Islandia”. 

Igual sucede con los bancos, las instituciones financieras y todas las demás instituciones de procesamiento de pagos de China tienen prohibido realizar transacciones de Bitcoin. Sin embargo, aclaró los individuos pueden realizar transacciones de Bitcoin con otras personas. La economista señaló que regular esta moneda virtual es parte de la defensa de la moneda del País lo que considera es problemático en una colonia que pretende demostrar lealtad al imperio, no debería permitirla. Explicó que los bitcoin debilitan la moneda del país, puede causar que el dólar baje de valor al alterar la oferta y demanda de moneda, causar inflación, afectando el mercado de valores, creando un des balance en la balanza de pagos de EEUU afectando a su vez el producto nacional bruto. “Así que los países se defienden”, acotó. 

Continuó que en EEUU se está tratando de regular las ofertas de ciber monedas, por lo que los jueces federales de Brooklyn, Nueva York, están a punto de fallar sobre la cuestión. “Al hacerlo, podrían determinar si el bitcoin y otras monedas que no están respaldadas por ningún estado son valores que pueden ser regulados como las acciones o los bonos. Si no es un valor cómo se puede comparar”, cuestionó. 

Trajo a la atención al que se cree que sería el primer caso penal centrado en una oferta inicial de monedas (ICO, por sus siglas en inglés), el empresario de Brooklyn Maksim Zaslavskiy fue acusado en un caso iniciado en noviembre de promover monedas digitales respaldadas por inversiones en bienes raíces y diamantes que los fiscales estadounidenses dijeron que no existían. 

A su juicio ese es el riesgo de promover que el gobierno esté ofreciendo a un grupo de inversionistas extranjeros a que compren propiedades en el Viejo San Juan e implícito les ha dicho que pueden hacer uso del bitcoin en sus inversiones, en algún momento el tribunal puede dictaminar que eso es una “infractor de la ley de valores”, en especial cuando no tenemos gestores de monedas en países donde se permite legalmente para cotizar la moneda virtual en los intercambios de activos digitales. “La legalidad para su uso en Puerto Rico depende de lo que las cortes determinen en EEUU y el Gobierno debe reconocer eso”, afirmó Quiñones Domínguez.

  (0) Comentarios




claritienda Espiritismos