Bookmark and Share Bajar en formato PDFComentariosVer foto galería

En Memoria: Se nos fue el Triti mayor: Elliott Castro Tirado

Junto a Andy Montañez y Jaime Córdoba
Ver foto galeríaVisita la foto galería (3)
Perfil de Autor

Por Cándida Cotto

Publicado: miércoles, 26 de julio de 2017

!Que bueno es!... 

Así, con esa misma frase con la que el compañero narrador deportivo, Elliott Castro Tirado, alababa a alguno de nuestros atletas cada vez que se alzaban con una proeza en la competencia que fuera, con esa misma le despedimos hoy. !Que bueno es!..

Cuando llegué a CLARIDAD de la mano del amigo Luis Fernando (Peri) Coss, fue con Elliott, con quien primero y mejor hice conexión. De comenzar a conocerlo te daba la confianza de que podía contar con su apoyo y amistad. Era fácil hablar con Elliott de casi todo, temas sencillos, música por supuesto Salsa, deportes yo de lo poco que sabía más allá del juego de pelota, hacer chistes, contar historias de él y de nosotros sus compañeros(as), que con el tiempo eran verdaderos cuentos. Elliott le añadía y añadía con lo que te convertía un simple episodio de tu vida en toda una hazaña que te hacía parecer desde un cheche, en otras el más que más, y en otras hasta el más tonto. Todo con cariño y la más noble intención de hacerte sentir bien. 

Son muchas las personas que pueden dar testimonio de su don de gente, su compromiso con su profesión que fue su pasión; el periodismo deportivo, con la lucha por la libertad de la Patria, de los prisioneros políticos, con jóvenes de comunidades marginadas, con la salida de la Marina de Vieques, Elliott siempre dijo presente. Como periodista deportivo fue maestro en la narración tanto escrita como en radio y televisión. Las canto como las veo, su columna por más de cuatro décadas en CLARIDAD es algo más que una simple columna de deportes, es leer y ver la actividad deportiva que sea en toda su dimensión más allá de la simple competencia. A continuación CLARIDAD recoge varias expresiones de otros compañeros y compañeras colegas que también tuvieron el privilegio de compartir labores y en otros espacios con el gran Elliott Castro. 

 

Comisionado de la Liga Atlética Interuniversitaria (ALI): José Enrique Arrarás

“Fue una persona verdaderamente excepcional y yo lo conozco desde que era mi estudiante, fuí el rector del Colegio cuando Elliott estudiaba”, expresó a CLARIDAD el exrector del Colegio de Ciencias y Artes Mecánicas, es decir el Recinto de Mayagüez de la Universidad de Puerto Rico (UPR-M) licenciado José Enrique Ararrás. 

Sobre su talento como narrador de deportes expresó: “Lo más que me impresionaba de Elliott es que siempre tenía una sonrisa y un entusiasmo que era contagioso, le daba una tónica a los distintos deportes en que participaba que era verdaderamente tremendo, y lo otro es que se preparaba bien para todos los eventos deportivos. Yo tuve una experiencia personal con él en los pasados 15 años como Comisionado de la Liga Atlética Interuniversitaria. Elliott era la figura clave en la semana deportiva de las justas, nueve deportes de los cuales narraba tres o cuatro y la figura central en el día grande de la final del atletismo era Elliott. Algo que siempre me impresionaba de él era su lealtad con el Colegio de Mayagüez, era un colegial, ‘antes, ahora y simpre Colegio’, era su consigna ...se preparaba para cada vez que iba a una transmisión y eso le permitía narrar. Pero más que nada lo que más me impresionaba de él era su sonrisa y el entusiasmo que le imprimía a sus transmisiones televisivas y radiales”. 

 

Periodista de Radio Universidad de Puerto Rico: Manuel Torres 

“Coincido con Elliott en la transmisión de las Justas en Radio Universidad hace más de 20 años. Cuando tenía algún problema con algún atleta o necesitaba información a donde yo iba era donde él. Siempre fue el mismo, nunca hubo un no de parte de él. Siempre que yo llegaba a las Justas mi primer saludo además de extenderle la mano y el abrazo le decia ‘cómo estas Gallito’, y me decía, ‘no yo no soy gallito yo soy colegial”.

Torres recordó además las narraciones de Elliott, en la antes llamada carrera del Puente Teodoro Moscoso. “ Elliott durante muchos años fue el maestro de ceremonia primero fue de la mano de Allan Labrador, después en los últimos años estuvo con Ralph Pagán”. 

 

La exProcuradora de la Mujer: María Dolores(Tati) Fernós 

“El país ha perdido un ser humano excepcional, realmente único. En todos los años que ya he vivido no recuerdo otra persona con su combinación perfecta de características: alegre, amigable, sincero, inteligente, dedicado, comprometido con su país, capaz de analizar y realizar señalamientos críticos sin ofender o crear ronchas, conocedor de variados temas, concienzudo en sus investigaciones, impecable en sus juicios y en la redacción. Amigo solidario y padre excepcional”, expresó la licenciada María Dolores Fernós. 

“Quienes tuvimos el privilegio de conocerlo, compartir con él y llamarnos sus amigos sentimos una profunda tristeza ante su partida. Aunque en los últimos tiempos no nos veíamos con frecuencia, cuando se daba ese encuentro casual Elliott siempre me regalaba la amplia sonrisa y el abrazo apretado además del comentario eterno sobre mi jinchera. Le agradezco a la vida haber tenido la oportunidad de conocer a Elliott Castro. Es y será un maravilloso ejemplo del puertorriqueño que queremos y necesitamos”.

 

El héroe nacionalista: Rafael Cancel Miranda

“Elliott Castro fue una persona que su presencia alegraba. Era tan íntegro, porque tenía mucha integridad no solo atlética, sino patriótica y cuando uno es asi pues uno se siente bien y con Elliott las conversaciones siempre eran en un tono de alegría. Desde que lo conocí, fue de las primeras personas que conocí aquí en CLARIDAD, y siempre todo el mundo por alguna razón lo vacilaba porque era una persona que se dejaba vacilar. Es una persona que siempre recordaré”.

 

Descarga Original: Joaquín Porrata

“Se me fue mi hermano mayor, maestro de la vida, maestro en todo. Elliott Castro trasciende el deporte, Elliott influenció en muchas personas y a mi principalmente. En Puerto Rico no hubo nadie que dijera ‘paz para Vieques’ más veces que Elliott en esa lucha que se dio. Elliott visitaba -la gente no lo sabe - muchas barriadas, comunidades donde ayudaba a la juventud, los llevaba a los juegos de baloncesto, a los juegos de vólyball, les conseguía boletos, siempre me estaba hablando mira en tal barriada hay un muchacho que tiene estas características que puede ser un buen deportista. Siempre me estaba hablando de sus visitas a esas comunidades más necesitadas”

 

Raymond Pérez

“Las cuatro décadas que estuvo haciendo periodismo Elliott siempre estuvo dándole la mano a la gente joven, ayudando, hacer periodismo en los ‘70, ‘80 que es distinto al periodismo de ahora. Un joven que quisiera trabajar con CLARIDAD pagaba las consecuencias, pero Elliott tuvo la visión de tener un grupo, éramos un grupo como de 12 nos cambió el nombre y eso nos ayudó mucho, nos dio esa escuela, esa plataforma de CLARIDAD. El decía ‘no nos calentemos,’ a él también se le cerraron las puertas por eso siendo el talento que era, porqué venía de CLARIDAD. El premio grande lo tuvo en estas últimas décadas cuando su labor se dio en radio, televisión, comentando narrando, hoy Chú García lo destaca como el mejor periodista que él haya visto de su generación. En mi caso llevo ya 32 años en el periodismo”. 

Hoy con 32 años de experiencia en el periodismo Raymond recordó parte de sus primeros pasos de la mano de Elliott y narró cuando éste lo iba a buscar a la residencia (allá para mediados de los ‘80) del recinto de Río Piedras de la UPR para que le acompañara a los juegos de baloncesto de Canóvanas para que él (Raymond) hiciera de locutor comercial. El pago eran pases para los juegos de baloncesto. “Yo estaba pago con eso”, expresó. 

 

Descarga original: Francisco “Paquito” Rodríguez Jiménez 

Los colegas Francisco “Paquito” Rodriguez y Manuel Torres coincidieron en reconocer que el talento de Elliott Castro, era uno único como lo fue el del también narrador deportivo, fallecido Manuel Rivera Morales. “Ambos tenían estilos únicos que no se vuelven a repetir. Eso es así cada cual tiene que crear su propio estilo y Elliott tenía el de él. Elliott tenía una bondad, don Manuel era igual, tenían un don de gente que en realidad les hacía distintos. 

Elliott estaba comprometido con todas las causas justas, era un ser especial me alegro de haberlo conocido de haber compartido con él y que hubiésemos hecho mucho trabajo juntos”.

 

La feminista y abogada: Josefina Pantoja

“Recordaré por siempre con muchísimo cariño a Elliot: como asidua lectora de “Las Canto como las Veo”; seguidora de la Descarga Original, especialmente de sus entrevistas y comentarios sobre las mujeres deportistas a las que siempre demostró gran respeto; admiradora de su entusiasmo como narrador y anfitrión en las Justas Intercolegiales y eventos internacionales. Tendré presente su desempeño campechano y sencillo como ser humano, la gran sonrisa enmarcada por la marca personal de la simpática apertura en la dentadura. Amplio de miras, pero apasionado independentista, el gran Elliott Castro Tirado, hombre rodeado por mujeres: su “Santa Hija”, Elga, como se refería a ella; la hermosa nieta, su querida compañera Vilma, sus amadas hermanas. Mucha tristeza, pero un gran orgullo por haberte conocido”.

 

  (0) Comentarios



claritienda El niño antillano